CALCOTADA EN CIUTADILLA

18-02-2010

Este jueves hicimos una calcotada en Ciutadilla. La calcotada es una comida típica de la región occidental de Cataluña. Son una especie de cebolletas que se cocinan directamente a la lumbre y luego se untan en una salsa especial parecida al romesco y luego con las brasas que quedan se aprovecha para hacer carne a la brasa. Vamos una buena excusa para montarse una fiesta. Para comerlas hay que pelarlas primero, luego mojar en la salsa y para dentro. Te pones como un cristo.



Nos dejaron una cochera los dueños de la casa rural donde nos alojamos. Montamos unos tablones para mesas. Íbamos a ir 12 pero al final se rajaron dos. Calimocho que no falte. Buen pedo pillaron algunos. Nos vino justo para asar todo antes de que empezara a llover. Morcillo se pego un buen quemazo con las parrillas. Hasta se le derritió el guante. Al final una buena fiesta y una buena cena.

















OLDAHUBI

08-09-2006


Nos vamos el viernes por la noche camino de Francia. En el pirineo nos encontramos con una niebla intensa. No se ve un carajo. Nos sale un caballo por el medio de la carretera que casi nos lo tragamos entero. Nos echamos a dormir en el aparcamiento del barranco.




Por la mañana nos espera una larga aproximación, eso si por un paisaje muy bonito. Hay un puente colgante con unas vistas espectaculares al barranco. El cañón es bastante largo, unas 5 horas y es de una gran belleza. Vas todo el rato encajonado entre dos inmensas paredes cubiertas de verdor. Al final se nos hizo un poco largo. Es uno de los mejores barrancos que he hecho, estéticamente hablando.






















CUEVA DE LA LEZE

23-07-2006

Nos vamos a pasar el finde al pais vasco. El primer dia nos vamos a probar el surf a las playas de Zarautz. Conclusion: el surf no es para nosotros. Nos alquilamos tres tablas y vamos rotando para usarlas. No hay manera de conseguir estar ni dos segundos de pie en la tabla. ¡¡Desastre!!. Eso sí, nos echamos unas buenas risas. Ahora ya sabemos porque los surferos llevan camiseta. El caso es que nosotros no las usamos y acabamos, algunos con el pecho, otros con los pezones, totalmente irritados. No nos podiamos ni rozar. Ufff.



El domingo toca barranco. Alguno todavia tiene los pezones irritados y el roce del neopreno es una tortura. La aproximacion ademas de bonita por ir por el medio de un bosque, es un poco complicada y nos medio perdemos. Tadamos una hora y media en encontrar la entrada. Este es un barranco cueva por lo que la mayor parte del barranco es en total oscuridad. A la salida hay un monton de gente y crios mirando y nos aplauden cuando vamos a rapelar como si fueramos estrellas de cine. Casi nos da verguenza el rapelar con publico. Los crios estan flipando.